sábado, 31 de mayo de 2014

85. Liripio, la campana del trueno

La iglesia de Liripio, situada en una parte alta de la parroquia estradense , está coronada por una campana que tiene sus orígenes en la “campana del trueno”, capaz de ahuyentar tormentas.
El origen de esta creencia se remonta a cuando un pastor de cabras encontró una campana cerca de un pozo conocido con el nombre de Urzal, en una zona silvestre cercana al río Ulla.
La leyenda, que fue recogida por Víctor Lis Quibén y publicada en un artículo titulado “El conjuro de la tronada en Galicia” (Revista de dialectología y tradiciones populares, Madrid, 1953), cuenta que el cabrero ató una de sus cabras a una raíz y al tirar de esta, escuchó el sonido de la campana, que posteriormente fue trasladada luego a la iglesia de Liripio.
Nadie dio importancia a este objeto, hasta que un anciano mendigo escuchó su sonido y, emocionado, se arrodilló y dijo a los vecinos que se trataba de la “campana del trueno”.
La noticia se difundió rápidamente entre los moradores y cada vez que amenazaba tormenta la hacían sonar fuertemente para ahuyentar la tempestad, aunque el objeto estaba deteriorado y sonaba mal. De todos modos, el sonido se escuchaba en todo el entorno, ya que se encuentra en un lugar elevado.
Según cuenta Lis Quibén, un párroco mandó fundir la campana y hacer otra más pequeña, que siguió sonando cada vez que amenazaba una tormenta.

Como llegar
En la carretera que va desde A Estrada a Forcarei (EP-7001), a unos 15 km de A Estrada hay un desvío a la izquierda que conduce a Liripio. Para llegar a la iglesia, lo ideal es perguntar a algún vecino o guiarse por las coordenadas GPS: 42º 37,793' -8 23,907'

sábado, 17 de mayo de 2014

84. Caldas de Reis, las termas del dios Edovio

En esta ocasión visitamos Caldas de Reis, localidad que en tiempos de los romanos se conocía como Aquis Celenis y que, como sugiere su nombre actual, es conocida por sus aguas termales.
Hay varios balnearios en la villa, pero también existe una fuente pública de dos caños, que está ubicada en la calle Laureano Salgado, que mana agua caliente. Fue construida por el Ayuntamiento en 1881 y el agua surge, a unos 50 grados, de la cabeza de dos pequeñas esculturas de leones. 
Pero no es su diseño artístico lo que interesa, sino la creencia en el dios que hacía curativas las aguas para los antiguos habitantes de estas tierras, los cilenos primero y los romanos después.
Para los pueblos antiguos, y los romanos no eran una excepción, las aguas termales poseían propiedades curativas, aunque, independientemente de su composición química, era el dios asociado a la fuente el que propiciaba la curación. Podían ser deidades locales o que se veneraban en todo el imperio romano. En el caso de las termas de Caldas de Reis, la deidad asociada era Endovio, según se pudo constatar por dos aras votivas halladas en las inmediaciones.
Se trata de un dios indígena asociado a las aguas termales, uno de los tres conocidos en la Península, junto con Bormánico y Coventina. Endovio, según los estudiosos, quiere decir "el que calienta". Nada más apropiado.
Una de las aras que confirma que este dios estaba vinculado a las burgas de Caldas de Reis fue hallada en 1798 durante la construcción del Balneario Davila, situado en las proximidades de la fuente. La piedra en cuestión fue utilizada después en una alcantarilla y fue redescubierta a principios del siglo pasado. Se trasladó a Santiago a una exposición que tuvo lugar en 1909 y luego "desapareció". En todo caso, el Balneario Davila tiene una réplica del ara en la parte superior de la fachada.
Más recientemente, en 2009, se encontró una nueva ara votiva -losas que cumplían la función de "agradecimiento" al dios en cuestión por una curación-, también en las proximidades de la fuente pública. Fue durante la obra de un edificio y, según las informaciones publicadas por Diario de Pontevedra, fue salvada por unos vecinos cuando iba a ser arrojada a los escombros. Al parecer, formaba parte del muro de una vivienda de más de 130 años.
Respecto a las propiedades de las aguas, los análisis indican que son sulfuradas cloruro-sódicas hipertermales. Desde el punto de vista médico, están indicadas para afecciones de vías respiratorias, reumáticas, piel, ginecológicas y quirúrgicas.

Qué más ver
En la cercana localidad de Cuntis también brotan aguas termales, por lo que existen balnearios y una fuente pública conocida como "os forniños". Aquí también los romanos alabaron los poderes curativos de las aguas calientes. 
En la fuente, al limpiar la arqueta del nacimiento del agua termal, que brota a 59 grados, aparecieron en 1908 unas 500 monedas romanas muy erosionadas. Aun así, se reconocieron dos de Tiberio, una de Claudio o Nerón, una de Nerva y una de Constanti­. Además, en las proximidades de la fuente se encontraron dos aras votivas con idéntico texto.

Cómo llegar
Entrando en Caldas de Reis desde Pontevedra, después de cruzar el puente sobre el río Umia, la calle Laureano Salgado es la primera a la izquierda. A 50 metros está la fuente.
GPS: 42.603652  -8.642976


viernes, 9 de mayo de 2014

La exposición, en el Museo Torres de Marín

La exposición fotográfica del libro estará hasta el 23 de mayo en el Museo Torres de Marín. Entrada libre.
En 50 lugares mágicos de Galicia se incluyen dos lugares de Marín, el petroglifo de Mogor y San Blas de Aguete. Esta última es una de las fotografías que integran la muestra.

miércoles, 16 de abril de 2014

El libro alcanza la cuarta edición

Escribo esta vez una pequeña entrada diferente de las habituales para comentar que  "50 lugares mágicos de Galicia" alcanzó ya la cuarta edición. La hemos visto a la venta en un gran almacén de la ciudad de Pontevedra.

5% solidario
Aprovecho este post para decir que el 5% solidario de este libro, por las ventas de 2013, fue destinado por Ediciones Cydonia a un donativo para el programa "De mujer a mujer" de la Fundación Vicente Ferrer.
Las ventas de 2011 y 2012 se destinaron a un programa de apadrinamiento de niños coordinado por la ONG Ayuda en Acción.
¡Muchas gracias a todos los que compraron el libro!

martes, 25 de marzo de 2014

83. La Cruz de Daniel del monte Castelo

Hoy visitamos el monte Castelo, en el municipio de Cotobade. En la subida, recomendable solo en todoterreno, bicicleta o andando, encontraremos una cruz grabada en la roca, que es conocida como Cruz de Daniel. Está en altorrelieve, esculpida sobre una piedra que parece estar apoyada en equilibrio sobre otra. Los vecinos del lugar solo conocen algunos retazos de la historia que motivó esta cruz. Los únicos datos que tiene son unas iniciales, "F.D." y una fecha, 1903. Dicen que la talla fue sufragada por los vecinos en honor a un pastor llamado Daniel, que habría muerto de frío en ese lugar.
Intenté buscar algunos datos más sobre esta cruz y su protagonista, incluso llegué a hablar con uno de los familiares, pero nadie recuerda más datos que los que son conocidos por la tradición popular.
Sin embargo, hay otra historia curiosa que bien podría encajar en la historia del pastor del monte Castelo, aunque tiene algunas diferencias.
El médico Víctor Lis Quibén, en un artículo publicado en 1953 en al Revista de Dialectología y Tradiciones Populares, cuenta una historia que le relataron y que tiene como protagonista a un pastor que iba a pacer su ganado al monte Castelo.
Bajo el título "El conjuro de la tronada en Galicia", Lis Quibén cuenta que un Lunes de Pascua, un pastor -del que no da el nombre- iba a llevar a su rebaño a este monte, cuando se encontró a una anciana que iba a misa. La mujer le recriminó que porqué no asistía al oficio religioso antes de llevar al ganado, ya que le daría tiempo a hacer ambas cosas. 


El joven pastor no solo no le hizo caso, sino que contestó mal a la anciana y subió con sus ovejas al monte. Fue allí cuando le sorprendió una tormenta y tuvo que refugiarse -junto con los animales- bajo una de las numerosas piedras que existen. Un rayo cayó sobre la roca y la partió. La mayoría de las ovejas murieron y él fue encontrado por unos vecinos y llevado inconsciente a su casa. Lis Quibén dice que los vecinos interpretaron este hecho como una especie de castigo divino y que desde ese momento el Lunes de Pascua fue festivo en la parroquia de Viascón, mientras que en las limítrofes no lo era. De todos modos, hoy no ocurre, aunque se entiende que sí era festivo cuando publicó el artículo, en 1953. Además, sitúa la historia del pastor 43 años antes, es decir, sobre 1911.
¿Se trata de la misma historia?
En común tiene que el protagonista es un pastor en monte Castelo, en una fecha aproximadamente similar, ya que la diferencia entre 1903 y 1911 puede ser por entre cuando fue escrito el artículo y cuando fue publicado.
La diferencia es que el pastor muere de frío en uno de los relatos y en otro dice que fue llevado a su casa, que solo el ganado murió.
En todo caso, una subida hasta la Cruz de Daniel nos permitirá unas inmejorables vistas sobre las parroquias cotobadesas de Tenorio y Viascón y el escenario de una o dos historias de leyenda.
Cómo llegar
Lo más conveniente es preguntar desde Castro, en la parroquia de Tenorio-Cotobade, a la que se llega por la N-541 desde Pontevedra.

GPS: 42.467366,-8.537185

lunes, 10 de marzo de 2014

82. Rebordáns, una Virgen de piedra en el Camino

Muchas iglesias y santuarios de la Península Ibérica tienen una leyenda fundacional que se parece entre sí, en la que una imagen hallada en una fuente, un río, un árbol u otro lugar cualquiera es llevada al templo más próximo y, como si ocurriese un hecho sobrenatural, regresaba misteriosamente al lugar donde fue encontrada. Finalmente, este hecho se interpretaba como la necesidad de construir una capilla en el punto del hallazgo.
La historia del templo que visitamos hoy tiene esa base legendaria, aunque –en principio-, era una piedra y no una imagen santa la que siempre retornaba al lugar de origen.
En esta ocasión hacemos una parada en la iglesia de la Virgen del Camino (Virxe do Camiño) de Rebordáns, en la localidad pontevedresa de Tui. Es una sencilla capilla del siglo XVII, construida sobre otra anterior, que se encuentra en el Camino de Santiago, concretamente en el itinerario portugués, a su paso por la localidad fronteriza.
Presidiendo el altar se encuentra una imagen de la Virgen, que aunque está policromada, en su interior es de piedra tallada.
Dicen que unas chavalas que paseaban cerca del río Miño vieron una piedra y la arrojaron al cauce. Al día siguiente, pasaron otra vez, y la roca estaba en su posición original, por lo que volvieron a empujarla al río. Así ocurrió varias veces, hasta que unas personas decidieron trasladarla a Portugal sobre un carro de bueyes. Aunque cambiaron de animales, las bestias siempre se detenían donde hoy es la iglesia de Virxe do Camiño, así que decidieron construir allí una iglesia. Finalmente, un artesano talló la piedra en cuestión con la forma de la Virgen.
La imagen tiene el aspecto de las “de leche”, es decir, tiene al niño en brazos en posición de darle el pecho. Además de “peregrina”, también es conocida como “de la tierra”, ya que otra leyenda dice que los vecinos la enterraron para ocultarla de las "razzias" musulmanas, y años después fue hallada.
La imagen tenía una gran fama de sanadora y a la romería, que se celebra el 15 de agosto, acudían muchas mujeres del país vecino, especialmente las que tenían un hijo de corta edad.

La leyenda

Es evidente que el relato legendario que sirve de base a esta iglesia se parece en gran medida a las leyendas de otras muchas localidades de la Península. Asimismo, el detalle de los bueyes es recurrente en otros relatos populares, como el de la ubicación del sepulcro del Apóstol Santiago (41), la Virgen de A Franqueira (4) o la del "Santo Grial" de O Cebreiro (1).

Cómo llegar

La capilla está cerca de la antigua carretera (no la autovía) Tui-O Porriño. La referencia es el concesionario de Renault que está sobre la vía, en la parroquia de Rebordáns. Unos metros antes se encuentra un desvío y a pocos metros está la iglesia.

GPS: 42.065884,-8.638446

jueves, 13 de febrero de 2014

81. As Ermidas: apariciones y curaciones milagrosas


Visitamos en esta ocasión un lugar en el que no faltan las leyendas, la historia y los paisajes de vértigo que tanto me gustan: As Ermitas, en el concello ourensano de O Bolo.

En este enclave escarpado se construyó un magnífico santuario en el siglo XVII que tiene sus raíces en el hallazgo de una imagen y que se materializó tras una supuesta curación milagrosa.

El entorno ya era conocido con el nombre de As Ermidas porque había siete eremitas que moraban en otras tantas cuevas de la zona, cada una de ellas consagrada a un santo  (San Salvador, San Roque, San Vicente, San Mauro, Santa Sabina, San Juan de Sebane y Santa Egipciaza).

Cuenta la tradición que el hallazgo de la imagen se debe a unos pastores que estaban apacentando su ganado y al pasar por una cueva los animales emitían extraños sonidos. Al adenatrarse en la caverna hallaron una imagen de la virgen con el niño y le pusieron el nombre de As Ermidas, por el lugar donde fue hallada.

La construcción de la iglesia que hoy se puede contemplar es posterior y tiene que ver con una curación milagrosa atribuida a esta virgen.

En el siglo XVII, el entonces prelado de Astorga, Alonso Mesía o Messía de Tovar, cayó enfermo de una fiebre maligna cuando se encontraba en el pueblo de San Miguel de Bidueira. Habiendo sido desahuciado por los médicos, se encomendó a la imagen de As Ermidas, pidiendo su recuperación

La tradición dice que el obispo vio la Santa Imagen de las Ermitas puesta sobre su propia cama y que su presencia sanó la enfermedad del clérigo. Una vez recuperado, decidió visitar a la imagen de O Bolo y comprobó que era la misma que se le había aparecido. En agradecimiento a su curación, en 1624 comienza la edificación del santuario.

En este lugar se realiza una romería el 8 de septiembre.

En el templo hay placas de agradecimiento por otras curaciones atribuidas a esta imagen.


Cómo llegar
Desde la N-120 en Valdeorras hay que desviarse por la OU-533 en dirección a O Bolo. Hay una salida a la derecha bien señalizada (km 37) que sigue la ladera de la montaña y desciende hasta As Ermidas.

GPS: 42º 17,549' -7º 08,285'