sábado

116. Corvillón, curaciones en el Penedo da Nosa Señora

 En Corvillón, en el concello ourensano de A Merca, existe una gran piedra en la que se realizan ritos de curación, tanto de personas como de animales. Aunque el penedo lleva el nombre de la Virgen, es la propia piedra o las aguas que se acumulan en sus pías las que forman parte del ritual de sanación.

Para llegar, circulamos por la carretera OU-300 y nos detenemos en Corvillón. Del lado contrario a la pista que va a la iglesia de Santa María hay una pequeña entrada que circula entre las casas. A unos 100 metros de la carretera principal, dejamos atrás las casas y llegaremos a la roca en cuestión. Se trata de una piedra irregular, la reconoceremos porque tiene una cruz en su parte superior, encajada en una cazoleta. En la parte superior hay varias "pias" donde se acumula el agua de lluvia, aunque una de ellas es especialmente grande y principal protagonista.

Piscina con el agua acumulada en la parte superior
Hace algunos años se llevaba a los enfermos hasta esta piedra y se daban nueve vueltas alrededor del penedo, rezando un salve por cada una. Finalmente se echaban sobre el enfermo siete vasos del agua recogida en la piscina de la piedra y se dejaba la ropa del devoto junto a la piedra. El rito tenía lugar el día de la romería, que la tradición marca el último domingo de mayo. El día anterior se celebraba una procesión con la imagen de la Virgen, que terminaba en este penedo. La imagen quedaba allí toda la noche, hasta el día de la romería.

Más recientemente se fueron incorporando otros ritos, como simplemente dejar ropas de niño o de mujer junto a la piedra, e incluso rituales de fecundidad.

GPS:

42.17196923243908, -7.858093651627147

Para saber más: "Devociones y creencias sobre el agua", de Fernando Alonso Romero.





No hay comentarios:

Publicar un comentario