lunes, 5 de noviembre de 2012

64. San Vicenço de Rois, la fuente que cura la ceguera.

Hay docenas de fuentes milagrosas en Galicia y hay varias a las que se les atribuye la capacidad de curar la ceguera, como la de Augasantas de Cotobade (24), que ya he reseñado en 50 lugares mágicos de Galicia.
De entre ellas, destaca la de San Vicenço, o San Vicente, que se encuentra en la iglesia parroquial de Augasantas, en el municipio coruñés de Rois.
A la fuente se le atribuyen, además, propiedades de curación tanto para seres humanos como animales. Es que las leyendas que justifican sus propiedades tienen a personas y bestias como protagonistas. Cuenta la tradición que un ciego pasaba por este lugar con un burro y que el animal fue a beber al manantial, lanzando parte del líquido sobre el invidente que, acto seguido, recuperó la vista. 
Otra versión asegura que era el burro el que no veía y recuperó el sentido tras probar el agua. También existen relatos de sanación de diferentes animales que probaron el agua de la fuente de San Vicenço.

Cómo llegar

Desde el centro del municipio hay que hacer ocho kilómetros en dirección Noia. Poco antes del cruce que lleva a Santiago, la iglesia está en una depresión del terreno, a la derecha.

2 comentarios:

  1. interesante...el templo parece abandonado, es así???
    un abrazo y gracias

    ResponderEliminar
  2. No, no está abandonado, lo que pasa es que la piedra necesitaba una limpieza. Un abrazo

    ResponderEliminar