sábado, 2 de marzo de 2013

70. La Vera Cruz de Carballiño



Si estás acostumbrado a ver los monótonos y austeros templos edificados en Galicia en los siglos XIX y XX, te recomiendo visitar la iglesia de la Vera Cruz de Carballiño. Su poco convencional estructura, la mezcla de estilos arquitectónicos y escultóricos, su torre de más de 60 metros de altura, la lograda iluminación del interior y sus casi 6.000 arcos son algunas de las características del diseño del genial arquitecto porriñés Antonio Palacios, que falleció antes de que se acabara el templo.
Pero este no es un blog de arquitectura, lo que nos interesa es lo que da nombre a la iglesia “nueva”, como también se la conoce, ya que fue terminada en los años setenta del siglo pasado.
La reliquia de la Vera Cruz, es decir, un trozo de la cruz en la que habría sido crucificado Cristo, es la reliquia que da nombre a esta iglesia. Fue traída a la localidad en 1901 desde Tierra Santa. Fue un regalo del patriarca de Jerusalén Ludovico Piave.
Muchos autores, incluso creyentes, dudan de la veracidad de esta reliquia por varios motivos. La enorme cantidad de trozos de madera atribuidos a la cruz de Cristo que hay no solo en España, sino en todo el mundo cristiano, que –en conjunto- superarían con creces la de una cruz. Asimismo, el hallazgo de esta reliquia se le atribuye a Elena, madre de Constantino, que mandó derribar, según la leyenda, un templo de Venus que había en el monte Gólgota y ordenó excavar el lugar hasta hallar la cruz de Jesús y la de los dos ladrones que fueron ejecutados ese día. A partir de ese momento, los trozos de madero se habría esparcido por toda la cristiandad.
Sea como fuere, la reliquia de Carballiño la llevó puesta el papa Pío IX (1792- 1878) durante sus últimos meses de vida y da nombre a la iglesia nueva, construida gracias al párroco Luciano Evaristo Vaamonde da Cortiña y sufragada por los vecinos. 

El trozo de madera está guardado en un relicario que se le da a besar a los fieles el Viernes Santo y el día de San Cibrán.
 
Cómo llegar
El templo de la Vera Cruz está en la calle Evaristo Vaamonde de Carballiño.